Status Estelar 04/12/2023 – 17/12/2023

En este artículo encontrarás toda la información en audio, para comprender la energía astrológica de los próximos días.

De manera fácil comprenderás todas las posiciones planetarias y te daré las claves para aplicar esta información en tu día a día. Disponer de esta información, te permitirá escucharte desde otro lugar, te facilitará procesos y te permitirá vivir de manera más alineada. Abrir transcripción Un abrazo,Anna.
Para poder acceder al contenido exclusivo, debes adquirir la Suscripción al Espacio Atlas.
Buscar

Hola a todos, ¿cómo estáis? Vengo una semana más con el Status Estelar. En esta ocasión, voy a daros toda la información, el pronóstico, para la semana del cuatro de diciembre hasta el diecisiete de ese mismo mes.

Como aspectos más importantes, tendremos el ingreso de Venus en Escorpio, la Luna Nueva en Sagitario el trece de diciembre, y también ese mismo día Mercurio empezará a retrogradar.

Dicho esto, empezamos. El lunes día cuatro de diciembre, Venus, planeta del deseo de la atracción, ingresa el signo de Escorpio y se quedará en el signo hasta el veintinueve de diciembre.

En este tránsito, en esta ocasión, este dos mil veintitrés, Venus hará activaciones también con un Saturno.

Esto se activa, se, este aspecto se pondrá partil el mismo día cinco de diciembre, por lo que me da impresión que será un comienzo de semana con foco, con un deseo apasionado, con me quedo con lo esencial, lo importante.

¿Por qué digo esto?

Pues porque el veintinueve de diciembre, la semana anterior tuvimos Venus conjunción nodo sur, y es una configuración que sumada a la luna llena en Géminis del veintisiete de diciembre, posiblemente estuvierais a lo largo de esa semana del veintisiete al tres transitando alguna dualidad, alguna ambivalencia, que tuvierais que tomar algún tipo de decisión, que estuvierais manejando la opción, los dos caminos.

Pues bien, con este ingreso, con esta posición Venus Escorpio, Siento que ya esta semana iréis sintonizando con lo esencial, con lo que realmente cada uno de nosotros buscamos, anhelamos o con lo que queremos sintonizar.

Es un comienzo de semana también, tanto lunes como martes, perfecto para marcar un método, un orden, una estructura para limitar aquello que dices que quieres, una nueva línea de trabajo.

También para cortar con lo insano o para remar a favor de unos buenos hábitos o de una concepción de ti mismo, de ti misma, mucho más consciente.

Venus Saturno nos invitará a situarnos ante aquel objeto anhelado, ante aquella relación, aquel camino a seguir con método, con orden, con responsabilidad afectiva de hey, quiero hacer las cosas desde la coherencia, respondiendo por todas mis partes.

Venus en Escorpio va a ser un tránsito a lo largo de este mes donde vamos a estar conectando con nuestra pasión, aquello que realmente nos enciende.

También es verdad que desde la óptica más bajita, un Venus en Escorpio también puede traer que estemos más obsesivos o que nos quedemos más en esa mirada negativa o del vasito medio vacío.

Añadiendo información a ese lunes día cuatro y ese martes día cinco, pienso que también son dos días hermosísimos para gestiones a nivel laboral. Primeros planteamientos a nivel de propuestas, a nivel de ascenso, incluso de salario.

Esa luna en Virgo bien aspectada con ese Mercurio en el grado tres de Capricornio y ese Júpiter en Tauro, nos va a invitar a que sea un comienzo de semana donde estemos más reflexivos o con visión de proponer, de organizarnos diferentes en cuanto a la gestión, en cuanto a las finanzas, en cuanto al trabajo elemento de tierra.

Estamos a la antesala de un Mercurio que empezará a retrogradar a partir del trece de diciembre, por lo que no sería tanto el momento para tener conversaciones importantes, pero sí para recoger datos.

Recoger información, fechas, información de valor, para poder mejorar tus argumentos cuando sea el momento de tener esa conversación.

El seis de diciembre, este miércoles, Neptuno sale de su fase de retrogradación, que de hecho se encontraba retrógrado desde el uno de julio.

Estuvo peinando los grados del veinticuatro al veintisiete de Piscis. Por lo tanto, las personas que tuvierais planetas especialmente personales en esos grados, posiblemente hayáis notado la influencia de este planeta.

¿Cómo? Pues que haya sido un período a lo largo de estos meses, ya desde verano, para ir disolviendo rigideces, estructuras, para entrar en un proceso de aceptación, de perdón.

En verano tuvimos las cuadraturas entre Venus en Leo y Urano en Tauro. Allí ya tuvieron que cortarse estructuras, vínculos, dinámicas que habían quedado colapsadas, y de alguna forma ese Neptuno ha ido un poco macerando todo ese territorio, disolviendo todas esas capas para poder llegar ya más a lo esencial. Y a partir de este seis de diciembre Neptuno empieza ya su fase directa.

Hay algo en cuanto a la parte de karma, en cuanto a la parte de situaciones que esas personas tenían que vivir, que entrará algo así como en una segunda fase.

Neptuno ya sabéis que es un planeta que nos habla de ilusión, de ensoñación, de imaginación, de ser creativos, pero también un Neptuno muy fuerte o desorganizado nos puede llevar a entender la empatía desde un lado que no toca, desde querer arreglar la vida de los demás o meternos en demasía en vidas ajenas.

Así que con ese Neptuno directo, avanzando hacia el último decanato de ese signo a partir del grado veintisiete hacia adelante, terminaremos junto ese aspecto de sextil con ese Plutón en Capricornio, de disolver viejas estructuras para presentarnos enero dos mil veinticuatro ante una ventana de modernidad, nuevas ilusiones, nuevos comienzos, energía totalmente renovada.

El siete de diciembre y el ocho de diciembre pienso que son dos días importantes en cuanto a conversaciones.

Me explico: El sol en tránsito se encuentra en Sagitario, y ese sol está activando un Quirón en Aries, por lo tanto, ese siete pienso que puede ser un momento de tocar alguna molestia vincular o incluso iluminar una gestión emocional diferente en temas de valor, de autoestima, de apreciación contigo mismo.

Y por otro lado, y es ahí donde viene el asunto en cuestión, tendremos a un Mercurio en fase de sombra preretrógrada activando un trígono con un júpiter en Tauro.

Este aspecto estará activo tanto el día siete como el día ocho, y me da la impresión que aquí podría haber alguna conversación, algún pacto, algún encuentro, algún tema que salga en la conversación en relación a precios, en relación a tu valor, a lo que ahora pones en el centro, que tendrá que ser activado de nuevo, conversado, debatido durante la fase de retrogradación a partir del trece de diciembre hasta el dos de enero.

Pero, por lo pronto, ya el siete y el ocho, os diría que lo marquéis en el calendario para que estéis más observadores, en cuanto a situaciones, en cuanto a anhelos, a propuestas, a visiones a largo plazo que os puedan resonar.

Todavía no sé cómo, pero quiero ir remando hacia allí. Esta, por ejemplo, podría ser una interpretación o, por ejemplo, que os hicieran una propuesta económica, de valor. Oye, quiero comprar o vender esta casa, esta finca, me dan un primer precio. Ah, pues esto tendré que apreciarlo durante la fase de retrogradación, tendré que ver si este pacto para mí puede llegar a ser productivo.

Y desde el área relacional pienso que a partir del siete, tanto siete, ocho, nueve y diez, donde aquí tuvierais conversaciones importantes o un primer acercamiento en relación a algún aspecto importante, me explico:

Siete y ocho, Mercurio, Júpiter. El nueve, la Luna ingresa al signo de Escorpio y se encuentra con un Venus en el mismo signo que está opuesto a un Júpiter en Tauro.

Tanto el día nueve como el día diez, ese fin de semana, podría notarse en el ambiente algo de intensidad emocional, que salieran emociones, situaciones, algo descompensadas, desreguladas.

Escorpio es un signo que incluso a veces puede tender a ser un poquito dramático. Estará bien poner el acento, iluminar aquellos temas que te están encendiendo, que te están generando cierto conflicto interno.

El diez de diciembre Venus activará esa oposición partil con ese júpiter en Tauro que, como os digo, pienso que ya un par de días antes, desde el ocho, nueve, esa oposición ya se notará en el ambiente.

Esa oposición se perfecciona en el grado seis de entre Escorpio y Tauro, y en el grado cinco de ese mismo eje tuvimos el eclipse del veintiocho de octubre.

Es algo así como que se está desplegando desde entonces, desde ese veintiocho de octubre, cierta necesidad de corte y transformación en tu aspecto vincular.

Por ejemplo, que alrededor de ese veintiocho de octubre tuvieras alguna situación, algún final, algún cambio de etapa, y que ahora pasadas estas semanas puedas entender desde otro sitio, puedas darle otro significado o que incluso puedas explorar esas capas de mayor profundidad.

Un Venus oposición Júpiter es una muy buena configuración para hacernos conscientes de cómo nos gestionamos en términos de abundancia o de escasez. También, en términos de excesos.

Por ejemplo, siendo Tauro Escorpio a nivel nutricional, a nivel de dulce, a nivel de complacencia, incluso a nivel financiero, a lo mejor tiene que haber aquí un corte y una gestión más consciente de lo que me estoy gastando y lo que me está entrando.

Esta oposición lo que nos va es a invitar a que marquemos límites.

Hay una un aspecto con esta oposición que es ese Mercurio en Capricornio, que, de hecho, se va a perfeccionar el once de diciembre, y es una posición que marcará un tono serio en nuestra manera de expresarnos, marcar límites o poner topes en aquellas relaciones que estén algo desbalanceadas.

Tendremos más información que luego tendrá que ser revisada durante la fase de retrogradación.

¿Cómo fue mi gestión emocional alrededor de ese fin de semana. Hay una invitación a regular desde un sitio mucho más responsable, ¿aplicando a qué? En términos de proyección a largo plazo. Ok, yo me estoy dando cuenta, Ahora estoy teniendo conversaciones donde me está llegando información que estoy gastando en demasía, Venus Júpiter, que tengo el bolsillo agujereado y que tengo que marcarle un tope, porque si no, cuando venga esa retrogradación y va a venir toda esa reflexión desde Capricornio y Sagitario me voy a dar cuenta que si yo quiero llegar más lejos, tengo que recortar por algún sitio. Área financiera.

Área relacional: Ok, si realmente yo lo que quiero es una proyección a largo plazo de ese vínculo, de esa relación, y aquí hay un Mercurio capricornio tocando ese Venus Júpiter, tiene que haber un balance, asegurémonos que estamos en la misma página.

Sería interesante que buscarais ese grado seis de escorpio, seis de Tauro, porque allí veréis qué es lo que es necesario regular, dónde es ese nivel de implicación, dónde tengo que restar o dónde tengo que poner.

A partir de ese once de diciembre, la Luna ya ingresa al signo de Sagitario, signo en el que se dará la luna nueva el trece de diciembre a las doce y treinta y uno de la mañana, en el grado veinte de Sagitario.

Ese trece es una fecha algo convulsa, por un lado tenemos el novilunio que, por lo pronto, indicaría un momento semilla, un momento de comienzos, pero estos comienzos estarán tintados por una cuadratura a un Neptuno y por un Mercurio estacionario que, a las pocas horas, va a empezar a retrogradar.

Por lo tanto, va a ser una luna nueva, que ya explicaré en detalle a la clase concreta de la luna nueva en este signo, pero simplemente ya en el estatus quiero dejar esta idea de que no es una luna de comienzos regulares, habrá un tono en el ambiente de confusión.

Tendremos que revisar esos comienzos. Tú puedes marcar una fecha en el calendario, puedes comprometerte y en decir que vas a hacer tal cosa, pero tendrá que ser revisado.

Por lo pronto, no es una buena luna para lanzamientos, para conversaciones definitivas, sino más bien por: Venga, vamos a remar a favor de ese comienzo, y va a ser un comienzo con matices.

El rango de activación de esta luna toma desde el cinco de diciembre hasta el diecinueve. Por lo tanto, tanto la semana previa como ya la de la misma luna nueva y un par de días más.

Pienso que el ejercicio interesante es practicar la honestidad a nivel de comunicación, a nivel de lo que digo que voy a hacer y lo que realmente hago. Es una luna que invita a conectar con una coherencia interna.

El mismo trece de diciembre, Mercurio empezará su fase de retrogradación. Os recuerdo que en esta ocasión estará movilizando los primeros ocho grados del signo de Capricornio, y alcanzará hasta el grado veintidós del signo de Sagitario.

Será un período ideal para reflexionar a favor de nuestro credo, de nuestros valores, a favor de qué queremos avanzar en esta vida, cuál es nuestra proyección de éxito y, desde allí, replantear nuestras estructuras identitarias, relacionales o profesionales, y lógicamente, si tenéis planetas importantes en esos grados de capricornio o de Sagitario, posiblemente notéis mucho más sus efectos.

Estos días dejaré subido en Espacio Atlas una clase al detalle con toda la información necesaria para entender en profundidad este tránsito.

Una cosa que quiero destacar de esta semana es que el quince y dieciséis tenemos un tránsito de Marte en Trígono a Quirón.

Marte es el planeta del impulso, y Quirón el sanador herido, por lo que este aspecto facilitador, pienso, que puede marcar un clima como de tomar decisiones o direcciones a favor de lo que tal vez en otra ocasión esa oportunidad se me dio, pero no fui capaz, no fui valiente.

Y ahora quince y dieciséis pienso que puede darse situaciones donde uno pueda volver a elegir entre esa ambivalencia del quedarme o el irme, o el tomar esa decisión, esa oportunidad, ¿qué sucedería si yo ahora vuelvo a ese lugar, a ese contexto, y me pongo de mi parte, Marte Quirón.

Es una oportunidad también, tanto el quince como el dieciséis, que será ese rango de activación de ese trígono, para poner la primera piedra, dar el primer paso a favor de esa activación de luna nueva.

Es decir, para yo poder salir de un estado de confusión tendré que empezar a deshacer el nudo, y eso es ese Marte Quirón.

Vamos a añadir claridad al asunto, vamos a deshacer nudos, vamos a limpiar lo que ahora mismo se encuentra en este estado de confusión, porque realmente la Luna sucede el trece, pero es que a finales de semana, el diecisiete, tenemos ese Sol cuadratura Neptuno, es decir, la segunda mitad de esta semana, del trece al diecisiete, junto también con ese Mercurio empezando a retrogradar, se va a teñir el ambiente de una confusión importante de situaciones malos entendidos, Yo dije eso, en verdad quería decir otra cosa.

Luego, también tenemos que añadir que tanto el quince como el dieciséis tenemos una activación de Marte Quirón, es decir, ¿por qué acepto una situación de no claridad? Porque a lo mejor no tengo la suficiente valentía como para ir a por lo que yo quiero, y eso es algo que va a salir a flote estos días.

¿Cuáles son nuestras ambivalencias? ¿Cuáles son aquellas situaciones que evitamos por miedo a quedar como egoístas, por miedo a quedarme solo, por miedo a no tomar cartas sobre el asunto en el sentido aries, en el sentido de yo.

Desde la esfera terapéutica también quiero añadir, pienso que es una segunda mitad de semana, por estas activaciones que os comento, supervaliosa, para explorar disgustos, melancolía, tristeza enquistada.

¿Qué es aquello que me está frenando y me está manteniendo en un diálogo ambivalente conmigo mismo?

Qué es aquello que me está dejando en una neblina, prefiero no saber al cien por cien, porque así, en este estado de confusión, puedo seguir manteniendo cierta sensación de está todo bien, está todo correcto.

Por eso pienso que esta segunda mitad de semana, del trece al diecisiete, será muy importante que haya ese ejercicio de de escritura terapéutica con uno mismo, con una misma.

Ya no es tanto el sentarme y conversar con otros, sino primero para yo poder traer claridad a la situación, tengo que sentir claridad en mí.

Como veis, son unos días donde estaremos buscando certeza, donde estaremos filtrando discursos interiores y lidiando con ese externo, con esa confusión para encontrar realmente esa verdad interior mucho más potente que cualquier discurso que pueda venir de lo externo.

Dicho todo esto, deseo de todo corazón que esta información os sea de apoyo, que os resulte útil.

Como siempre, estaré en Discord resolviendo preguntas y conversando acerca de la energía del momento. Os mando un abrazo y mil gracias por escucharme.