Status Estelar 28/08/2023 – 10/09/2023

En este artículo encontrarás toda la información en audio, para comprender la energía astrológica de los próximos días.

De manera fácil comprenderás todas las posiciones planetarias y te daré las claves para aplicar esta información en tu día a día. Disponer de esta información, te permitirá escucharte desde otro lugar, te facilitará procesos y te permitirá vivir de manera más alineada. Abrir transcripción Un abrazo,Anna.

Para poder acceder al contenido exclusivo, debes adquirir la Suscripción al Espacio Atlas.
Buscar

Hola a todos. ¿Cómo vais? Empezamos finalmente los últimos días del mes de agosto y empezaremos con este Status también, el mes de septiembre. Voy a dejar aquí esta clase grabada con los eventos más importantes con las configuraciones, para que podáis así organizaros de manera efectiva en vuestro día a día.

Entonces empiezo ya directamente, voy al grano, y es que empezaremos esta semana del veintiocho de agosto. Que de hecho, ya venimos de este domingo veintisiete con esa resaca que se siente fuerte cuando se formó esa oposición entre el sol en Virgo y Saturno en Piscis. De hecho, como os conté ya en el anterior Status Estelar, es una oposición que se forma cada treinta años, es decir, el Sol se encuentra con un Saturno enfrente.

Evidentemente este aspecto motiva a una comprensión con con la situación. Es decir, este aspecto lo que nos entrega es claridad. He visto que mi situación es más complicada de lo esperado, por ejemplo, Sol oposición Saturno.

El Sol está iluminado esa parte compleja, esa parte de responsabilidad o de límites. Es decir, ahora estoy viendo la montaña que tengo que subir. Ahora me estoy enfrentando a la realidad. Ahora estoy viendo de qué dispongo, cuáles son mis recursos. Entonces, Sol oposición Saturno. Ok, Anna, me he dado cuenta. Es urgente que lo encare, es urgente que lo gestione, lo veo.

Entonces, teniendo en cuenta que es un Saturno en un signo mutable, Piscis. Aquí lo importante es que puedas traer al plano consciente esas dinámicas de lo arreglo un poco, luego vuelve a ir mal, luego vuelvo a arreglarlo un poco.

Y estos ciento ochenta grados entre tú, ese Sol, consciencia y presencia, y ese Saturno, una actitud de responsabilidad, unos límites te están marcando una oposición, ahí se está arrojando luz a ese final de mes.

Por lo tanto, es bastante posible que empieces esta semana comprendiendo el panorama y que ahora, si quieres crecer, tocará atender todas sus partes de esa situación sin marginar, es decir: Ahora comprendo el panorama y ahora realmente si lo que quiero es crecer en mi área Piscis, me tocará atender todas sus partes.

Mirad, hace unos años yo tendría, unos diecinueve, unos veinte años, trabajé de monitora de comedor y veías cómo los chavales te venían con sus pactos. Mira, Anna, me como esa parte de la verdura, pero, por ejemplo, esto de aquí que no me acaba de gustar porque tiene este color feo, lo dejo.

Es decir, es ese momento de discernimiento. ¿No? Ese momento de quito de aquí, pongo de allí y te venían con el cuento de la pena. Vaa, Anna vaa, si eres superbuena, va porfi porfi. Vale, ok. Pues esto es literalmente lo mismo. Saturno en Piscis viene y te dice, hey, que aquí se tiene que trabajar. Virgo. Aquí tienes que encarar todas estas parcelas incómodas, ese tiempo que pierdes en redes sociales esas gestiones que haces a medias y que te impide que pongas el foco, pues a falta de concentración, ese divagar que te hace que seas mucho menos productivo o productiva.

Sol oposición, Saturno toca currar, toca responsabilizarse, y a veces esto molesta y se siente como eso, como esa monitora que no te deja pasar ninguna.

Con todo esto, lo que quiero que se entienda es que empezamos la semana con esa activación. Así que, deberemos de manejar la energía muy alta y con esa predisposición por llamarlo de alguna manera, que obvio me tendré que comer esa parte de la verdura, qué bueno que yo realmente si quiero asumir Piscis una realidad tangible más potente y real en esa área, en esa área donde tengáis Piscis, tendré que cumplir con mis obligaciones.

Ok, nos plantamos así al lunes, día veintiocho, con la predisposición de cumplir con todas y cada una de nuestras responsabilidades, con arreglar o con gestionar de manera adulta nuestro panorama personal.

Entonces, ese regente, Mercurio que ya se encuentra retrógrado desde el día veintitrés de agosto, hasta el quince de septiembre, te estará invitando a que analices opciones y, por lo tanto, posibles soluciones.

Que sí, que sí, que tengo que cumplir, Anna, con mis obligaciones, que ya lo he entendido. Pero quiero buscar mejoras sustanciales, quiero buscar otros caminos Mercurio Retrógrado en tu área, Virgo.

Es decir, ¿Qué se está perdiendo, qué información puedo ahora disponer, volver a valorar, que me puede ayudar, a esa toma de decisiones?

Teniendo en cuenta que el activador de todo esto, como te decía, es un Saturno, digamos que posiblemente serán decisiones importantes que impliquen, lógicamente, pues, una mayor responsabilidad o tomar según qué decisiones serias o importantes.

Ya sabéis que los temas de Virgo son trabajo, son bienestar, son rutina, son gestiones. Es decir, aquí hay algo que deberás de sintonizar contigo para poder concretar, concluir con ese proceso de análisis y revisión.

Por lo que si todo esto, esta información sintoniza contigo, Ostras Anna, es lo que me está pasando ¿Qué te tengo que decir? pues que todavía no es el momento para que, puedas concretar, para que puedas concluir este proceso de análisis o de revisión. ¿Por qué Mercurio está retrogrado? Todavía tenemos que vivir unos cuantos días más con esa invitación a buscar datos, a buscar segundas opciones, otras maneras, otras fórmulas.

Ok, otra cosa para este día veintiocho. Pues bien, del veintiocho de agosto, al diez de septiembre, Venus estará, se encontrará, estacionario, es decir: Del veintiocho al diez, estará parado en el grado doce de Leo, es decir, del veintiocho al día cuatro de septiembre, estárá estacionario y retrogrado. Y luego el cuatro sale ya de su fase retrograda, pero todavía le van a quedar, pues, seis días para terminar de recolocar aquellos asuntos que estuviste manejando, apreciando a lo largo de estos meses de verano de retrogradación.

Con esto lo que quiero daros, es más detalles, más profundidad, para que podáis tomar decisiones en relación a eso, a un nuevo mindset, vincular a un nuevo mindset económico. Fijaros que estamos hablando de un Mercurio y de un Venus. Por lo tanto, dinero, gestión, contratos. ¿Qué necesito replantear? Ahora estamos en ese momento. Sigo dando información acerca de que no es el momento para lanzamientos. Ahora es el momento de estar hacia adentro, revisión.

Siguiendo con el Status, el martes veintinueve de agosto, Urano empieza a retrogradar en el signo de Tauro. Urano como planeta es un agitador de consciencia, un planeta que invita a una rebeldía, y que lógicamente en esa retrogradación estará peinando hasta el veintiséis de enero, la franja de grados, que se encuentran en Tauro, es decir, del grado veintitrés al diecinueve del signo.

Por lo tanto, si tuvieras planetas personales, es decir, el Sol, la Luna, Mercurio, Marte o Venus, o, por ejemplo, un Ascendente, un Descendente, un Medio cielo, o un Bajo cielo, es decir, puntos importantes de tu carta. Que te queden alrededor de este grado veintitrés al grado diecinueve, aquí sí que vas a notar una invitación, ese Urano, que trata de liberarte, que te invita a que te reveles.

A veces no lo hace de la manera más agradable, pero sin lugar a dudas, pasado un tiempo, uno comprende que los tránsitos de Urano y más en Tauro, conllevan soltar todo el rato. No apegarse a la comodidad, atreverse todo el rato a ser o actuar de manera genuina, pues aunque a veces uno deba hacer esa parte solo o sentir que rema un poco contracorriente, Urano. ¿A favor de que estará remando? A favor de una visión más genuina más actualizada de Tauro, de su propio bienestar. De mi propia sensación de satisfacción o de placer. O, por ejemplo, enfrente.

Si tuvieras Escorpio o Acuario o Leo. ¿No? Serían estos puntos en estos grados, aquí sí que te diría que revises la carta y que, a lo mejor, sí que será ese período que te tocará un poco renovarte, actualizarte, hacer un détox. Pero si no, de alguna manera, en efectos generales, una retrogradación de Urano a no ser que te toque esos puntos, no termina de ser un tránsito como, un Mercurio o como un Venus retrógrado, que aquí sí que lo sentimos en nuestro día a día.

La energía de los planetas personales es aquella que yo manejo cada día, porque yo cada día tomo decisiones, Mercurio. Porque yo cada día tomo acción, impulso, Marte. ¿Se entiende? Pero un Urano es una energía transpersonal. Entonces, tenéis planetas en esos grados o en puntos que quedan agitados por esos grados. ¿No? Imagínate que tienes un Sol en el grado veintitrés de Escorpio. ¿Vale? Ok. ¿Si no hay esa presencia de signos fijos y en esos grados? Pues creo que tampoco no tenemos por qué preocuparnos o por qué incluir todos esos tránsitos en nuestra carta.

Ok, entonces, las activaciones de Urano, es decir, si es tu caso, ¿Qué dejan? Pues dejan un tono de impermanencia, de agitación, de un nerviosismo interior, pero, bueno, también son una oportunidad cósmica para salir de aquellos sitios donde uno no se iría por su propia cuenta. ¿No? decir, yo aquí estoy cómodo. No del todo satisfecho, si me pongo a nivel más profundo analizar esa situación, pero sí que estoy tranquilito, así que una manera, digamos, hermosa de encarar este tránsito, si fuese tu caso, sería que te dejes llevar. Que no generes resistencia a que lleguen cosas a priori muy diferentes o disruptivas. O incluso si algo o alguien se marcha, pues que también sepas ver que detrás de ese cambio hay también una experiencia de oxigenar, de liberación muy profunda, la vida al fin y al cabo es eso. Una consecución de ciclos, una consecución de cambios y esa retrogradación que tenemos cada año, porque Urano retrógrada cada año. Esa retrogradación es como un detox, para esos grados de tu carta.

Bien, sigo con todo esto. El treinta y uno de agosto, a las tres y treinta y seis, de la madrugada se perfecciona el plenilunio, la luna llena en el signo de Piscis. Su rango de activación va del veinticuatro de agosto al siete de septiembre, y especialmente alrededor del treinta y uno, y el uno de septiembre, pienso que será su punto álgido. También por la posterior conjunción del día siguiente, que tendrá lugar con Neptuno, esa Luna Neptuno se va a sentir fuerte. Entonces, yendo ya al clima de la luna llena. Pues bien, es una luna en esta ocasión que estará en conjunción a Saturno en Piscis Retrógrado.

Esto como titular, esto es lo más importante. Es decir, esta configuración va a traer un clima de mucha sensibilidad. Hay mucha sensibilidad en el ambiente, pero toca responder a tus obligaciones. Saturno en Piscis y Sol en Virgo.

De hecho, es una de las lunas llenas más sensibles de este dos mil veintitrés, Y, además, el hecho de tener al lado, como te digo, este planeta de los límites, te podría traer información confusa o más sensible de lo habitual que te costase un tanto asimilar. Incluso procesar. No tiene por qué ser solo a nivel emocional, sino que sea información confusa. Algo que te remueva más en lo profundo y debas darte, pues, Luna en Piscis, un espacio de descanso para poder leer, para poder gestionar, para poder masticar ese clima de plenilunio.

Aquí otra interpretación es que se rompa la pompa de jabón. Piscis tiene un fuerte eco de expectativa, de ilusión, de fantasía. Y al tener ese Saturno, aquí hay un salir de la ensoñación.

Esto también es verdad que puede ser un momento de culminación de un proceso, llegar al punto de cierre de algo que es sintieras, que desde mitad de febrero de este año dos mil veintitrés, te hubieras estado comprometiendo, hubieras estado remando, trabajando a favor de constituir, de forjar, una realidad física, Saturno, más acorde a tus ilusiones, especialmente, aquí lo que toca es que encares que enfoques tu área Piscis.

Es decir. ¿Qué sientes que desde mitad de febrero hasta ahora esta fecha has estado algo así como encarando en esa área? Para todo esto he dejado una clase grabada en espacio Atlas con toda la información para esta luna llena, y como todas las lunas las comentaremos nos compartiremos a quien le apetezca por el grupo de Discord.

He de decir que pasada esta luna llena, se van a sentir unos días algo agitados. Esto, de hecho, es bastante habitual. Esto en una luna llena, hay un rango de activación. Pero en esta al tener el día siguiente ya una conjunción con Neptuno, se puede notar ese clima, es decir, una luna llena algo más agitada. El día siguiente el uno, lo potente aquí también es que hay aspectos entre la luna y Plutón. Así que creo que podría ser como que el día de la luna llena vieras, pusieras consciencia, y ese uno, por ejemplo, sería perfecto para tomar sesiones de terapia o para el análisis profundo, sin miedo a aquella situación de sin límites, aquella situación de no se gestionar. Es decir, las lunas llenas hacen eso, iluminan esa piedra, esa luna, que no tiene luz, ese Sol pam, como un faro.

Entonces, de repente, en mi área Piscis, bah, vaya, caos. Ok, perfecto. Ahora soy consciente de lo que tengo. Con ese Saturno además ¿Me tocará? Venga, regular, gestionar, ordenar y ese aspecto con Plutón me traerá energía, profundidad, método. Venga, voy, quiero conseguirlo. Tengo que crear una estrategia.

El dos y el tres de septiembre La Luna en Aries estará peinando ese Quirón y ese nodo norte en oposición al nodo sur. Activando especialmente el día dos a un Venus Retrógrado. Así que creo que serán dos días realmente para que te puedas atrever a lanzarte a liberar, a dar un paso valiente, a tomar cierto atrevimiento a favor de tu valor propio, ya sabéis que ese Venus está en Leo.

No pienso que sea tampoco el momento para comunicar nada importante, aquí tenemos todavía un Mercurio Retrógrado pero sí que es el momento para darte sí o sí la oportunidad de analizar, de leer tu contexto desde un punto mucho más, vamos a llamar así empoderado, más en ti mismo, centrado en lo que para ti es genuinamente importante.

Fijaros que cada vez que la Luna pise el nodo norte en Aries, en este caso, el día tres de septiembre, es perfecto, pero esto ya no tanto para el día tres, sino para los próximos meses también. Esto es un tip que que quiero daros. Pues eso, cada vez que la Luna pise ese nodo norte, es momento de : Ok, levanto la cabeza y voy a ver, voy a bichear qué situaciones te está mostrando la vida.

La invitación cuando se activa ese nodo norte es que revises, los temas que te tocan a ti este año a nivel de eclipses. A nivel de aspectos en esa área donde se está paseando el nodo norte.

Sigo, cuatro de septiembre: Venus sale de su fase de retrogradación. Repito, cuatro de septiembre. Venus, planeta del deseo, de las relaciones, del dinerito, sale de su fase retrograda, por fin, es decir, desde el veintitrés de julio al cuatro de septiembre. ¿Cómo han sido tus relaciones? ¿Qué situaciones flasheadoras, te han colocado o te han hecho sentir que estás en otro punto en cuanto a estos temas?

Este tránsito sugiere que es un momento propicio para toda esa reflexión en cuanto a tu manera de vincularte. En cuanto a tus valores, en cuanto a tu brillo, a tu creatividad, todo lo que ya os he ido contando a través de diferentes clases, aquí en Espacio Atlas.

Así que ya, desde ese día cuatro es bastante posible que te sientas como bastante más alineado con la manera que quieres a partir de ahora, sentirte que te vinculas, sentirte que te relacionas desde qué lugar, a veces ya no es tanto lo que el otro me trae. Lo que el otro hace, sino yo como me encargo ante esa situación. ¿Dónde están mis límites? ¿Cuáles son mis banderas rojas?

Ok, sigo. Este mismo cuatro de septiembre, la verdad es que es un día con muchísimas configuraciones. Ya hemos visto que tendremos, bueno, la más importante Venus sale de su fase retrograda, pero también tenemos ese Mercurio retrogrado en trígono a Júpiter.

Teniendo en cuenta que ambos están retrógrados. Es un día para para aplicar concentración, método, punto por punto, porque ese Júpiter podría exagerar ese Mercurio, y al ser un Mercurio de tierra en un signo de Virgo, pequeños fallos, pequeñas caídas del sistema: Ostras estaba enviando un email o estaba haciendo ese proceso en el trabajo que siempre funciona, y hoy, no sé por qué, no nos estamos entendiendo.

Júpiter, ya sabéis que es un benefactor, pero no deja de ser un planeta que exagera aquello que toca. Y si lo que hay es un Mercurio Retrógrado, pues el chiste se hace solo.

Además, teniendo en cuenta que la luna para este día cuatro se encuentra en Tauro, en conjunción a ese  Júpiter, a ese Urano, en esa cuadratura con ese Venus, digamos que podría ser un día un poquito más nervioso o agitado, especialmente en esa parte relacional, en esa parte vincular.

Desde un sentido holístico sería una buena fecha para poner muchísima consciencia a nuestra manera de expresarnos o a nuestra manera de hacer llegar un mensaje.

¿Cómo está siendo mi comunicación? Si estoy resultando ser, si estoy teniendo un mensaje, un tono claro, o si lo que estoy es generando confusión. Creo que es un principio de semana perfecto para preguntar antes que afirmar: ¿Oye, con ese comentario que has querido decir? ¿Me he explicado te ha llegado lo que estoy tratando de de contarte?, más que nada por eso, porque con Mercurio Retrógrado muchas veces entramos en en situaciones un tanto absurdas que podemos totalmente evitar, así que un mensaje sería añade un poquito de mayor claridad a lo que viene siendo tu sentido común.

No des por hecho según qué cosas. También es verdad que con esa Luna Urano en Tauro me da la impresión que es un lunes que pondrá el sello a una semana donde comunicar noticias inesperadas o que te lleguen mensajes inesperados, información que no habías visto.

Sí que es verdad que este principio de semana podría ser un momento óptimo para volver a aplicar, enviar los documentos volver a considerar aquello que en el pasado no salió, no resultó, volver a aplicar o volver a subir a ese examen, pero eso sí es un benefactor, ese Júpiter y ese Mercurio, retrógrados. Por lo tanto, siempre que ese contexto, esa situación, de alguna manera, ya hubiera probado, ya hubieras aplicado y por lo que sea en el pasado no terminó de salir. O, por ejemplo, al incluir ese Júpiter ,contratos, que fueran contratos temporales, que digas, mira, por ahora me mudo en ese piso hasta que no encuentre algo mejor o empiezo este trabajo que sé que es temporal que tiene fecha de salida.

Además, este cuatro de septiembre, Júpiter se pone a retrogradar del grado quince de Tauro al grado cinco, es decir, estará retrogrado desde ese cuatro de septiembre hasta el treinta y uno de diciembre. Pasa lo mismo que os contaba con Urano, la retrogradación de un Júpiter reforzará un proceso madurativo, un proceso de reflexión, de ver contratos, fórmulas, a las que personas que tengan planetas personales o puntos fuertes de la carta. Y aquí ese Júpiter, si fuese tu caso, podría indicarte una reflexión profunda o una valoración de contratos Júpiter, movimientos económicos, energía de Tauro, a favor de un bienestar. Ok. ¿De qué manera quiero que esto avance en los próximos meses? Vale, pues tengo que reunirme con ese agente, ese colaborador tengo que preguntar, tengo que hacer esta gestión, Júpiter retrogrado.

Siguiendo con esa misma semana, el seis de septiembre tendremos Mercurio Nuevo, Mercurio Nuevo, Mercurio Cazimi, es el punto medio de la retrogradación. Es decir, la conjunción Sol Mercurio en Virgo, y además, al tener ese Júpiter en trígono en ese momento de ese de esa conjunción, eso va a traer por primera vez en días una gran claridad y una mayor visión.

De hecho, es posible que escuchéis alrededor de esa fecha de ese seis de septiembre, de exámenes, de pruebas, es un día francamente bueno para sacar esa parte como más óptima a nivel intelectual, a nivel reflexivo. De hecho, algunas escuelas de astrología hacen los exámenes con ese Mercurio nuevo. Y más siendo Mercurio en Virgo, con ese Júpiter, que Júpiter ya sabéis, que rige a profesores, estudios, a formación.

De hecho, concretamente pienso que es una fecha muy buena para aplicar a segundas oportunidades, presentar documentación que ya presentaste en el pasado. Esto especialmente entre el seis y el ocho, cuando el sol en virgo se va a encontrar en trígono con ese Júpiter.

Otro aspecto para este día, para este seis de septiembre, es el trígono entre la Luna en Géminis y Marte en Libra, signos de aire. Así que este seis sería un buen momento para que te reúnas y que puedas ver si hay predisposición por parte de socios, compañeros, es decir, la otra parte, en definitiva. Esa casa uno, casa siete.

El seis es el momento de sentarte y hablar, entablar primeras conversaciones para llegar a eso acuerdos aunque todavía no es el momento para asentar bases, firmar contratos.

Para acabar, me gustaría añadir que el día siete estaremos ya en fase cuarto menguante. La luna empezará a perder luz. Ya entraremos en el rango de la luna nueva, que se va a perfeccionar el jueves, día quince de septiembre, en el grado veintiuno de Virgo.

Es decir, este cuarto menguante, concretamente, entre el seis y el siete, te traerá información de valor, Luna en Géminis, encontrándose con otros, en relaciones, en gestiones.

Pues, mira, Anna, entre el seis y el siete me han entregado más información, me han entregado otras posibilidades. Por lo tanto, ese cuarto menguante que me marca, que toca ahora masticar todo ese mensaje, macerar toda esta información, ver ahora qué voy a hacer con todo esto.

Porque sí que ya a partir de la Luna Nueva en Virgo, si que siento, que aunque seguirá ese Mercurio Retrógrado en el momento del novilunio. Ya a las pocas horas ese Mercurio sale de su fase Retrógrada. Por lo tanto, ya tendrás mucha más información para acotar ese plan de acción, ese plan de mejora, para que puedas eso reajustar, lanzarte a la siguiente fase de manera metódica con un programa, con un método paso uno, paso dos, paso tres, Virgo.

Y además, otra cosa muy importante, esa Luna Nueva, inaugura la temporada de eclipses en el eje Aries Libra. Pero bueno, esto ya os lo contaré en el próximo Status Estelar, por hoy lo vamos a dejar aquí.

Así que os mando un abrazo muy grande y mil gracias por escucharme.